También conocido como
Janus quinasa 2
Nombre sistemático
JAK2 V617F; Mutación JAK2 (exón 12)
Este artículo fue revisado por última vez el
Este artículo fue modificado por última vez el 11.12.2017.
Aspectos Generales
¿Por qué hacer el análisis?

Para diagnosticar enfermedades de la médula ósea conocidas como trastornos mieloproliferativos, que se caracterizan por la sobreproducción de uno o varios tipos de células de la sangre.

¿Cuándo hacer el análisis?

Cuando se sospecha la existencia de una enfermedad de la médula ósea, como policitemia vera, trombocitemia esencial o mielofibrosis primaria.

¿Qué muestra se requiere?

La determinación se realiza a partir de una muestra de sangre venosa; a veces a partir de una muestra de médula ósea.

¿Es necesario algún tipo de preparación previa?

Para esta prueba no se necesita ninguna preparación especial.

Quizás pueda encontrar los resultados de los análisis que se le han realizado en la página web de su laboratorio. Sin embargo, actualmente está en Lab Tests Online. Es posible que haya sido dirigido aquí por el sitio web de su laboratorio para que así pueda conseguir información útil sobre la (s) prueba (s) que se realizó.

Lab Tests Online es un sitio web de educación para el paciente que ofrece información sobre pruebas de laboratorio y que fue galardonado en el año 2009 con el Premio a las Mejores Iniciativas de Servicio al Paciente que convoca la Fundación Farmaindustria en el apartado correspondiente a sociedades científicas y profesionales.

El contenido de esta página ha sido revisado por especialistas del laboratorio. En ella, se proporcionan explicaciones generales de lo que podrían significar los resultados para cada una de las pruebas aquí desarrolladas. Por ejemplo, lo que podría significar obtener un valor alto o bajo en el contexto de su estado de salud.

Para conseguir los resultados de su análisis, deberá dirigirse al sitio web de su laboratorio o comunicarse con su médico.

Los rangos de referencia de las pruebas que se le han realizado los encontrará seguramente en su informe de laboratorio. Normalmente se encuentran a la derecha de los resultados.

Si no dispone del informe de laboratorio y desea obtener un rango de referencia, consulte a su médico o al laboratorio que realizó los análisis. Los resultados de las pruebas de laboratorio no tienen sentido por sí mismos. Toman significado cuando se comparan con los rangos de referencia. Los rangos de referencia son los valores esperados para una persona sana. A veces se les llama también valores "normales". Al comparar el resultado de una prueba con los valores de referencia, se puede ver si el resultado se encuentra fuera del rango de valores esperados. Los valores que están fuera de los rangos esperados pueden proporcionar pistas para ayudar a identificar posibles enfermedades o trastornos. Si bien la precisión de las pruebas de laboratorio ha evolucionado significativamente en las últimas décadas, puede existir cierta variabilidad entre laboratorios debido a las diferencias en los reactivos químicos empleados, las técnicas de medida y los analizadores o instrumentos que se utilizan. Esta es la razón por la que se proporcionan tan pocos rangos de referencia en esta página web. Es importante saber que, para evaluar si los resultados están "dentro de los límites normales", se debe aplicar el rango de referencia proporcionado por el laboratorio que realizó el análisis. Si desea obtener más información, refiérase al artículo Intervalos de referencia y su significado.

¿Qué es lo que se analiza?

El gen Janus quinasa 2 o JAK2 proporciona instrucciones para sintetizar la proteína JAK2. Esta proteína promueve el desarrollo y la división celular, y es especialmente importante para regular la producción de células de la sangre a partir de las células madre progenitoras ubicadas en la médula ósea. Esta prueba evalúa la existencia de mutaciones del gen JAK2 asociadas a enfermedades de la médula ósea, causadas por una sobreproducción de células de la sangre.

Las enfermedades de la médula ósea causadas por la mutación JAK2 se corresponden con trastornos mieloproliferativos en los que la médula ósea sobreproduce glóbulos blancos (leucocitos), glóbulos rojos (eritrocitos o hematíes) y/o plaquetas. Los trastornos mieloproliferativos más comúnmente asociados a mutación JAK2 son: policitemia vera (PV), trombocitemia esencial (TE) y mielofibrosis primaria (MF). En la PV la médula ósea produce demasiados hematíes. En la TE existen demasiadas células productoras de plaquetas (megacariocitos). La MF primaria también recibe el nombre de mielofibrosis crónica idiopática o metaplasia mieloide agnogénica; en la MF primaria existen demasiadas células productoras de tejido fibroso en la médula ósea.

La prueba principal para el análisis de mutaciones JAK2 es la JAK2 V617F, conocida así porque la mutación se localiza en una zona específica del gen JAK2. La mutación JAK2 V617F es adquirida, y en ella la alteración afecta a un único par de bases de nucleótidos del ADN. Este tipo de mutación consiste en una mutación puntual y conduce a una alteración del bloque de proteínas para las que codifica este gen: se sustituye la valina (V) por fenilalanina (F). Este cambio de aminoácidos implica que la proteína JAK2 está permanentemente activada, y en consecuencia, seproduce una producción descontrolada de las células de la sangre.

La mutación JAK2 V617F se detecta en aproximadamente un 95% de personas con PV y en cerca de 50%-75% de personas con TE o MF primaria. Por otra parte, es bastante infrecuente que la mutación se detecte en personas con leucemia mielomonocítica crónica (CMML), leucemia mieloide aguda primaria (AML), síndrome mielodisplástico y leucemia mieloide crónica (CML).

Existen otras mutaciones del gen JAK2 localizadas en otras zonas codificantes (conocidas como exones; codifican proteínas) que se asocian también a trastornos mieloproliferativos. Por ejemplo, se dispone de pruebas para detectar alteraciones en el exón 12 del gen JAK2. Aproximadamente un 2%-5% de personas con PV presentan una mutación en el exón 12.

La presencia de una mutación JAK2 permite establecer un diagnóstico definitivo de un trastorno mieloproliferativo (PV, TE o MF primaria). Sin embargo, la ausencia de dicha mutación no excluye dicho trastorno. En el año 2008, la Organización Mundial de la Salud (OMS) revisó los criterios diagnósticos de PV y de TE, y en ellos incluyó la presencia de la mutación JAK2. No obstante, no se ha alcanzado un consenso definitivo para fijar los criterios diagnósticos óptimos de la PV.

En un trastorno mileoproliferativo con un crecimiento celular descontrolado, la detección de la mutación JAK2 sugiere también una posible aproximación terapéutica. Se ha aprobado un inhibidor de JAK2 para el tratamiento de MF primaria de riesgo alto y moderado.

¿Cómo se obtiene la muestra para el análisis?
Extracción de la muestra por punción de una vena del antebrazo; también puede realizarse el estudio de la mutación JAK2 en médula ósea.

¿Se requiere alguna preparación previa para asegurar la calidad de la muestra?
Para esta prueba no se requiere ninguna preparación especial.

NOTA: En el apartado, El laboratorio por dentro, encontrará información sobre la recogida y procesamiento de las muestras de sangre y los cultivos de esputo.

Accordion Title
Preguntas Comunes
  • ¿Cómo se utiliza?

    El análisis de la mutación JAK2 suele solicitarse junto con otras pruebas como eritropoyetina para diagnosticar enfermedades de la médula ósea en las que se produce demasiadas células de la sangre. Estas enfermedades se conocen como trastornos mieloproliferativos (o neoplasias mieloproliferativas).

    Los trastornos mieloproliferativos más comúnmente asociados a la mutación JAK2 son: policitemia vera (PV), trombocitemia esencial (TE) y mielofibrosis primaria (MF primaria). En la PV la médula ósea produce demasiada cantidad de células rojas de la sangre (hematíes o eritrocitos) y en la TE demasiadas células productoras de plaquetas (megacariocitos). En la MF primaria, también conocida como mielofibrosis crónica idiopática o metaplasia mieloide agnogénica, existen demasiadas células productoras de tejido fibroso en la médula ósea. SI una persona presenta una concentración significativamente elevada de hemoglobina y/o un aumento del recuento de plaquetas, y el médico sospecha un trastorno mieloproliferativo, se suele solicitar el análisis de la mutación JAK2.

    La mutación JAK2 V617F consiste en una mutación con una localización específica en el gen JAK2; es la mutación que principalmente se asocia a trastornos mieloproliferativos. Las mutaciones JAK son adquiridas y consisten en un cambio que afecta a un único par de bases de nucléotidos de la cadena de ADN, es decir, se trata de mutaciones puntuales. Esta alteración conduce a la producción de una proteína JAK2 que está permanentemente activada, y que genera un crecimiento descontrolado de las células de la sangre.

    Existen otras mutaciones del gen JAK2 en otras zonas codificantes (conocidas como exones; codifican proteínas) y asociadas también a trastornos mieloproliferativos. Se dispone de pruebas para detectar alteraciones en el exón 12 del gen JAK2. Aproximadamente un 2%-5% de pesonas con PV presentan una mutación en el exón 12.

    La presencia de una mutación JAK2 permite establecer un diagnóstico definitivo de un trastorno mieloproliferativo (PV, TE o MF primaria). Sin embargo, la ausencia de dicha mutación no excluye dicho trastorno. En el año 2008, la Organización Mundial de la Salud (OMS) revisó los criterios diagnósticos de PV y de TE, y en ellos incluyó la presencia de la mutación JAK2. No obstante, no se ha alcanzado un consenso definitivo para fijar los criterios diagnósticos óptimos de la PV.

    En un trastorno mileoproliferativo con un crecimiento celular descontrolado, la detección de la mutación JAK2 sugiere también una posible aproximación terapéutica. Se ha aprobado un inhibidor de JAK2 para el tratamiento de MF primaria de riesgo alto y moderado.

  • ¿Cuándo se solicita?

    El análisis de la mutación JAK2 V617F se solicita junto con otras pruebas si se sospecha un trastorno mieloproliferativo, especialmente policitemia vera (PV), trombocitemia esencial (TE) o mielofibrosis primaria (MF primaria). En estos casos el hemograma suele estar alterado y el individuo suele presentar signos y síntomas sugerentes de la enfermedad.

    Algunas veces, los afectos no presentan ningún síntoma o estos son tan escasos que no se establece el diagnóstico de trastorno mieloproliferativo hasta al cabo de unos años. Entre los signos y síntomas que más frecuentemente se presentan destacan los siguientes:

    • Debilidad y cansancio
    • Dificultad para respirar al hacer ejercicio físico
    • Pérdida de apetito y de peso
    • Aumento del tamaño del bazo (esplenomegalia)
    • Sangrados, hematomas, debido a una disminución del número de plaquetas o a la presencia de plaquetas anómalas
    • Sudoración nocturna
    • Dolor óseo y articular
    • Palidez cutánea debida a la anemia (cuando disminuye el recuento de hematíes)
    • Infecciones frecuentes

    La policitemia vera (PV) puede sospecharse por la presencia de dolor de cabeza, mareos, trastornos visuales, picores y parestesias (sensaciones anómalas en la piel como cosquillas, hormigueo o entumecimiento). En la PV aumenta el número de hematíes y aumenta la viscosidad de la sangre (es más espesa); en consecuencia pueden aparecer complicaciones como úlceras de estómago, piedras (cálculos) en el riñón, trombosis venosa, accidente vascular cerebral y más raramente insuficiencia cardíaca congestiva. Los síntomas y signos de la PV se desarrollan muy lentamente y este suele ser el motivo de que el diagnóstico se establezca al cabo de cierto tiempo en el curso de un análisis de rutina.

    En la trombocitemia esencial (TE) no suelen existir signos o síntomas, aunque a veces la persona forma inapropiadamente coágulos de sangre (trombosis) o sangra (hemorragias); todo ello es consecuencia de un aumento del número de plaquetas que además no suelen funcionar adecuadamente. La formación de un coágulo de sangre podría obstruir transitoriamente la circulación de la sangre a nivel cerebral (ataque isquémico transitorio) o causar incluso un accidente vascular cerebral. Otros signos y síntomas inlcuyen la sensación de hormigueo en manos y pies, dolor de cabeza, mareos, sangrados nasales y aparición de hematomas.

    La mielofibrosis primaria (MF primaria) es un trastorno grave en el que la médula ósea se va fibrosando y puede acabar en una leucemia. Sin embargo, las personas con MF primaria suelen estar muchos años totalmente asintomáticas. Cuando se presentan, los signos y síntomas son los que se relacionan con anemia grave, como cansancio y debilidad. Si las pruebas rutinarias de laboratorio son sugestivas de un trastorno mieloproliferativo, debe solicitarse el análisis de la mutación JAK2.

    La mutación del gen JAK2 localizada en el exón 12 se suele solicitar cuando la prueba JAK2 V617F es negativa pero persiste la sospecha de trastorno mieloproliferativo.

  • ¿Qué significa el resultado?

    NOTA: No es posible indicar un intervalo de referencia estándar para este análisis. Dado que los valores de referencia dependen de muchos factores, incluyendo la edad del paciente, el sexo, las características  de la población y el método utilizado, los resultados numéricos de los análisis tienen diferentes interpretaciones en distintos laboratorios. El informe de su laboratorio debe incluir el intervalo de referencia específico para sus análisis. Lab Tests Online recomienda encarecidamente que usted comente los resultados obtenidos con su médico. Para más información concerniente a los intervalos de referencia, lea por favor Intervalos de Referencia y su Significado.

    Si se detecta la mutación JAK2 y existen signos y síntomas sugestivos, es probable que la persona tenga un trastorno mieloproliferativo. Puede ser necesario realizar pruebas adicionales como una biopsia de médula ósea para establecer el diagnóstico y la severidad del proceso.

    Si el estudio de la mutación JAK2 V617F es negativo pero se detecta la mutación JAK2 en el exón 12, y además existen signos y síntomas sugerentes de enfermedad, será probable que el individuo afecto tenga una policitemia vera.

    Puede ser que exista un trastorno mieloproliferativo a pesar de que el estudio de todas las mutaciones JAK2 sea negativo. Podría ser que se tratara de un trastorno mieloproliferativo negativo para JAK2 o que no se hubiera detectado la mutación a pesar de que existiera. El análisis de la mutación JAK2 se realiza a partir del material genético de granulocitos (de sangre periférica o de médula ósea) y de las células precursoras de los hematíes (de médula ósea), pero es posible que no todas las células analizadas presenten la mutación JAK2. La proporción de células afectadas varía entre individuos y puede variar también a lo largo del tiempo. Si el número de células con la mutación es bajo, será más posible que no se detecte la mutación.

    [Volver]

    ¿Hay algo más que debería saber?
    Algunos laboratorios ofrecen la posibilidad de analizar la mutación JAK2 V617F de manera tanto cualitativa como cuantitativa. Al médico le puede interesar solicitar un análisis cuantitativo de la mutación para monitorizar si se produce un cambio en el número de células con la mutación JAK2 V617F a lo largo del tiempo. Sin embargo, no existe todavía un consenso acerca de la utilidad clínica de la prueba cuantitativa y por ello no constituye una práctica estandarizada.

    [Volver]

  • ¿Puede realizarse esta prueba en la misma consulta médica?

    El estudio de la mutación JAK2 debe realizarse en un laboratorio especializado en pruebas moleculares. A menudo debe enviarse la muestra a un laboratorio de referencia.

  • ¿Debería realizarse el estudio de la mutación JAK2 a todo el mundo?

    La prueba está indicada cuando existen signos o síntomas sugestivos de un proceso linfoproliferativo. No se trata de una prueba que pueda considerarse de cribado en la población general.

  • ¿Tiene algún sentido repetir el estudio de la mutación JAK2?

     Es posible que el médico solicite nuevamente la prueba en caso de que el primer resultado haya sido negativo pero tenga una elevada sospecha de que en realidad debería de ser positiva. El resultado podría haber sido negativo si la proporción de células con la mutación JAK2 V617F es baja. Actualmente, la prueba todavía no está totalmente estandarizada y por ello la sensibilidad de la misma puede variar entre laboratorios. Podría ser que al repetir la prueba y/o mandarla a otro laboratorio el resultado fuera positivo para la mutación JAK2 V617F.

    Algunos médicos solicitan el estudio cuantitativo para monitorizar el cambio en el número de células con la mutación JAK2 V617F a lo largo del tiempo. Los resultados de determinaciones seriadas en el tiempo podrían ser útiles de cara a valorar la eficacia del tratamiento, en caso de que el gen JAK2 fuera un buen candidato para realizar un tratamiento específico contra esa diana.

     

  • ¿Qué otras pruebas genéticas pueden ser importantes en procesos linfoproliferativos?

    Se han descrito mutaciones en el gen de la leucemia mieloproliferativa que se asocian a trombocitemia esencial (TE) y a mielofibrosis primaria (MF primaria), aunque no a policitemia vera (PV). Cuando se sospecha una leucemia mieloide crónica, también se evalúa a veces la presencia o ausencia del cromosoma Philadelphia (Ph') o la presencia de una traslocación BCR-ABL1.

     

Bibliografía

Este artículo está basado en las fuentes bibliográficas que se citan a continuación, así como en la propia experiencia del Comité de expertos y revisores de Lab Tests Online. Además, este apartado es revisado periódicamente por el Consejo Editorial, con el fin de mantenerlo actualizado.

Los enlaces dirigidos a páginas web pueden no estar disponibles por causas ajenas a nuestra voluntad, por lo que pedimos disculpas y agradeceremos que nos informe de estas anomalías para poder subsanarlas.

Tefferi, Ayalew. Polycythemia vera and essential thrombocythemia: 2011 update on diagnosis, risk stratification, and management. American Journal of Hematology Continuing Education Series. http://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1002/ajh.21946/full

Classic BCR-ABL1-negative Myeloproliferative Neoplasms. Arup Laboratories. http://www.aruplab.com/guides/ug/tests/iconpdf_383.pdf

Kiladjian, Jean-Jacques. The spectrum of JAK2-Positive myeloproliferative neoplasms. American Society of Hematology Education Book. http://asheducationbook.hematologylibrary.org/content/2012/1/561.full

Myeloproliferative Neoplasms. Arup Consult. http://www.arupconsult.com/Topics/MyeloproliferativeNeoplasms.html

JAK2. National Library of Medicine. Genetics Home Reference. http://ghr.nlm.nih.gov/gene/JAK2

Essential thrombocythemia. National Library of Medicine. Genetics Home Reference. http://ghr.nlm.nih.gov/condition/essential-thrombocythemia

Vainchenker, William, et al. New mutations and pathogenesis of myeloproliferative neoplasms. Blood. American Society of Hematology. http://bloodjournal.hematologylibrary.org/content/118/7/1723.full.pdf

Janus Kinase 2. Online Mendelian Inheritance in Man (OMIM). http://omim.org/entry/147796

Essential Thrombocythemia. Mayo Clinic. http://www.mayoclinic.org/diseases-conditions/thrombocythemia/basics/definition/con-20034386

Myelofibrosis. Mayo Clinic. http://www.mayoclinic.com/health/myelofibrosis/DS00886/DSECTION=symptoms

Pregúntenos

*Importante*: No es posible interpretar los resultados de los análisis clínicos fuera del contexto de la historia clínica del paciente. Rogamos no remita resultados para su interpretación, ya que ésta debe ser realizada exclusivamente por su médico. Si tiene dudas sobre esta prueba, puede completar un formulario y solicitar interpretación más detallada sobre el análisis en cuestión. Su consulta se tratará de manera confidencial y será respondida por un profesional del laboratorio clínico.

Es usted profesional sanitario?
Dirección de correo electrónico